Renovando con solo detalles

El darle una nueva imagen a un ambiente no conlleva necesariamente un alto presupuesto o iniciar de cero descartando lo existente. Las técnicas para lograrlo pueden variar entre el uso de cambios en muros de color y textura, accesorios o muebles acento. La forma más exitosa definitivamente es una mezcla balanceada de algunas o todas las anteriores dependiendo de la magnitud del cambio que se desee lograr.

Hay ambientes en los cuales basta con analizar qué piezas son atemporales o  con tendencias contemporáneas, recordando que todas las tendencias suelen volver. Por ejemplo; el trinchante de la abuela que solo necesita retocarse, la mesa minimalista que nunca pasa de moda, los sillones de líneas limpias neutros y contemporáneos, son todos elementos que pueden tomar una nueva vida dependiendo con lo que se combinen.

Los accesorios son una gran manera de modernizar un ambiente, al cambiar todos los cojines de una sala, la decoración y de pared la percepción puede ser muy distinta. O incluso cambiando la alfombra, las alfombras gráficas son una gran tendencia en este 2015, y agregando un sofá de un puesto en un color más arriesgado para lograr el efecto. Las paredes tipo galería son una tendencia muy personalizable que puede darle creatividad a un ambiente fácilmente sin tener que cambiar el amueblado.

Las piezas acento son muy importantes en el diseño de interiores, pueden ser sofás, sillas, mesas y lámparas, se caracterizan por ser inmediatamente un foco de atención y proveer de personalidad a un ambiente. Muchas veces los espacios solamente necesitas una de estas piezas para pasar de tradicional a altamente individual. Estos pueden ser elementos con muchísimo diseño, una proporción diferente y/o textura y color fuera de lo común. Para poder ejecutar estos tips basta con analizar nuestros ambientes e inspirarnos en lo positivo de ellos para realzarlo con nuevos y refrescantes elementos.

Slava Yurthev Copyright